Portugal y un viaje a lo profundo.

Hemos regresado, de un viaje, uno de tantos, uno de los muchos que hicimos y haremos, este ha sido de esos en los que hay que sumergirse al interior, y en los cuales se necesita mucho valor porque es ir buceando cada vez mas profundo, sabiendo que como hay luz, también hay oscuridad, que no es ni buena ni mala, solo es y está ahí para ser comprendida, sanada e iluminada.

Nos hemos ido hasta Portugal, a reencontrarnos con nosotros mismos y con una de las personas que más admiro en este planeta, que cuando lo conocí en Sudáfrica supe que teníamos muchismas cosas para contarnos, pero la barrera del idioma hacía imposible nuestra comunicación. Kieron sabe de plantas, es su pasión, vive en la Amazonia Peruana ya hace casi tres años, mientras aprende sobre el chamanismo, la cultura Shipibo y la forma de hacer ceremonias tradicionales de Ayahuasca con curanderos nativos. Esta vez, lo logramos, yo hablo un poco mejor inglés y el habla un poco de Español.

20171003_214404
Bordado Shipibo 

Entre ceremonias, rituales, ofrendas, vómitos y más vómitos, he aprendido muchisimo, tal vez no lo pueda describir con palabras, excede toda idea escrita, pero si puedo decir que he recibido mucho amor, que he cerrado un ciclo más.

Y que es hora de abrir otras puertas, desde otro lugar, desde mi propio lugar, hacerme cargo de mis decisiones y poner en practica todo lo que llevo trabajándome,

Durante la primer ceremonia he podido observar el miedo que le tengo a perder el control, siempre que decido entrar en otros estados de conciencia, una parte de mi se resiste y otra parte se deja llevar, pero la que se resiste es potente, teme, olvida, se siente separada. La otra parte quiere jugar y a veces no sabe como, en estos días tuve la oportunidad de observar con gran detalle como mi parte mas mental quiere controlarlo todo, hasta agobiarme a mi misma, en cuanto mi percepción de la realidad se distorsiona inmediatamente hago el intento de volver al lugar seguro y conocido.

Aprendí mucho de observar eso, porque lo hago en mi vida cotidiana mucha veces, y aunque estos últimos años me he dedicado mucho mas a soltar y a dejarme llevar y a saborear cada nueva experiencia, siempre queda un resto de temor de lo que pueda pasar si me suelto sin pensar.

La primer ceremonia entonces se trató de eso, de verme  a mi misma, dentro de mi propia jaula mental, llena de miedo y de sensaciones de inseguridad, miedo de mi misma, de lo que pueda pensar y hasta donde pueda llegar y luego no saber como regresar, de hacerme mal, me había olvidado de mi intención (que siempre es pura)   y de verdad que entender esto me ha servido durante esta semana que pasó, para hacer consciente mi parte mas controladora y miedosa y soltar de a poquito cada vez mas.

No creo que sea algo que de un día para otro te liberes, pero si se que una vez que te das cuenta, ya es una decisión, seguir así o no.

Después de esa noche, a la mañana muy temprano lo vomitamos todo, limpiamos, purgamos, purificamos, fue intenso, nunca me gustó vomitar, de hecho casi nunca lo hago, pero estos días pasados hasta llegué a disfrutar sacarlo todo, y ofrendarlo a la tierra para que ella lo transforme, lo haga transmutar.

La segunda ceremonia, fue diferente. Después de una semana de estar en Portugal, conocer un poquito mas a la familia que se armó, compartirnos, y hacer  rituales de limpieza, de protección, de abundancia y amor con diferentes plantas, por la noche la Madrecita Ayahuasca nos esperaba otra vez para contarnos, cantarnos y curarnos.

Ha sido un aprendizaje total, primero el hecho de cambiar el punto de vista de el miedo, y darme cuenta que estaba ahí porque realmente quería y me tenía que hacer cargo de mi decisión y que confiaba en mi, en mis intenciones y en las hermosas personas que dirigían la ceremonia. Y que estaba por tomar medicina de la selva, una planta sagrada, que tenia que estar agradecida por ello, por tener esta enorme oportunidad, y además de poder compartir estas experiencias con Alex, el hombre que me enseña día a día sobre el amor incondicional, el amor mas puro que  puedo sentir.

IMG-20170927-WA0000

Entonces empece mi ceremonia así, con la intención de dejarme llevar donde sea, y mientras mi cuerpo comenzaba a derretirse, no temer, no he tenido grandes visiones, pero si he estado en un estado de gratitud, Amor y atemporalidad total, en otra dimensión por horas, en otra galaxia, escuchando y sintiendo como la música iba limpiando, iba sanando, comprender como los cantos se utilizaban de una manera totalmente medicinal, ellos lo describían como si fuese su herramienta, como el bisturí para los médicos, utilizan Ícaros para dirigir la ceremonia y curar, además es un lenguaje, es el lenguaje de la planta, y es muy poderoso. Escucharlos cantar a Kieron y Marcia su compañera, fue alucinante, me ha inspirado, ha abierto puertas internas, hasta me ha echo vomitar con placer, felicidad y gratitud.

La segunda ceremonia se trató de eso, del amor, de la confianza de dejarse llevar, de no temer volar, de darme mucho amor a mi misma por ser valiente estar ahí y intentar estar mas en armonía con migo, con mi mente, con mi cuerpo y con espíritu. Y me sentó genial, he viajado al otro mundo, en el que no existe el miedo, ni pasado ni futuro, ni arriba ni abajo, ni cerca ni lejos y me he quedado allí horas, riéndome, disfrutando y cantando.

Esta vida no para de darme regalos, que despacito estoy aprendiendo a recibir, cada vez más agradecida, me sigo dando oportunidades y me doy cuenta que estoy creando-me, y quiero seguir así, conociéndome, para vivir presente, feliz y en paz.

 

Gracias.

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s