Ni Una Menos

En Argentina muere cada 28 hs una mujer, la situación está densa, mi cuerpo siente algo, cada vez que me entero de un femicidio, algo dentro mio se desgarra, una partecita de mi muere con cada mujer que es asesinada, golpeada, violada, creo que es ahí cuando nos damos cuenta que en realidad somos todas hermanas, que necesitamos unirnos más, que necesitamos aliarnos, querernos, respetarnos y ayudarnos.

Porque nos han enseñado desde chiquitas a herirnos entre nosotras, nos han enseñado a competir, nos han enseñado a que debemos estar separadas, porque nos tienen miedo, tienen miedo de que estemos juntas, tienen miedo de nuestro inmenso poder.

Últimamente nos miro, en el subte (metro), en la calle, donde sea que esté, nos miro la piel, el pelo, las arrugas, cada una tan diferente y tan hermosa, porque la hermosura femenina es y esta ahí en cada mujer, esa sensibilidad, esas ganas de ser feliz, la voz, la calidez, el olor natural que sale de nuestra piel, la sensibilidad y no solo eso, la fuerza de parir, de morir a cada instante, en cada nuevo ciclo, de bancarnos una vida, siendo mujeres, aunque creas que es fácil, a veces una no entiende nada, como porque tu cuerpo llora sangre vaginal una vez al mes durante aproximadamente 30 años, porque tu ojos lloran tanto, porque está mal visto el placer, porque no se debe engordar, porque hay que tener un plan, porque hay que gustarles a ellos, porqués y mas porques.

La situación esta densa, cada vez que matan a una nos matan a todas.

Y esto viene así hace siglos.

Pero somos fuertes, somos luchadoras, somos valientes, somos pura energía purificadora.

Somos lo que este mundo necesita ahora, la fuerza del amor, y no podemos hacerlo solas necesitamos compañeros fuertes, valientes y sensibles, que tengan ganas de volver a crear un lugar más unido, una casa llena de amor, para nuestros hijos, para nuestro futuro en este planeta, para de a poco ir limpiando todas las energías de nuestras ancestras que llevamos dentro y tambien han sufrido.

Es el momento de dejar de lado todo lo que nos perturba y respetarnos más, educar en la casa, en las escuelas, en las universidades, en los trabajos, que el patriarcado terminó, que el machismo no suma nada, que la violencia verbal, física, psicológica puede ser denunciada, y abolida, enseñemos más Amor.

Hace un tiempo he escrito esta canción, que cuenta la historia de Anahí, una indiecita Guaraní, a la que asesinaron porque decían que era una bruja y la mandaron a la hoguera, pero cuenta la leyenda que ella se convirtió en Flor.

La flor de Ceibo es la flor Nacional Argentina.

 

Ella era una niña Diosa

Que solo quería cantar

Valiente Anahí indiecita Guaraní

Hasta que llegaron ellos

Y la guerra comenzó

La india defendió las tierras

Como pudo, con valor.

La atraparon una vez

Y logró escapar.

La volvieron a agarrar

Y la creyeron bruja,

La mandaron a quemar.

Mientras el fuego ardía

Anahí cantaba una canción de paz,

Le pedía a la madre tierra

Que cuide del lugar.

Las llamas se llevaron su canción

Pero la naturaleza dejó una flor

Ella se convirtió en Arbol,

Ella pudo transmutar

Ella era una niña diosa

Que solo quería cantar.

dsc_0242

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s